miércoles, 16 de septiembre de 2009

Cambia, todo cambia.

El arte y el tiempo se confabulan para estereotipar ciertas cosas. Hace unos años, digamos unos 15, podíamos asociar palabras o personajes con ciertas imágenes que no resultaban agradables para cualquiera. Hoy en día pensamos en las mismas cosas y nos gustan. Por ejemplo:
Así es como solía verse un pirata,

Y luego pasamos a relacionar directamente la palabra pirata con esto,

(Bendito seas Johnny Depp!)

Por otro lado, cuando uno piensa en mago o brujo o hechicero o whatever, se imagina a alguien muy anciano con una barba larga y una túnica que le cubre todo el cuerpo. Además del detalle de la varita y un gorro estilo bonete, una onda muy Merlín.




Pero, hoy en día la palabra mago esta directamente asociada con el lindo nene que creció de golpe y es parte de una saga por demás taquillera (aunque muchas como yo, seguimos pensando que nada se compara con el libro)




Por último, lo más absurdo de todo. Creer que un ser tan repulsivo y escalofriante como este...


...podía pasar a ser la fuente de suspiros, (suspiros queda sutil, provoca muchas cosas, se cae de maduro) no cabía en ninguna cabeza. Pero así es como todas hoy queremos tener un vampirito que se meta por la ventana y nos venga buscar en un auto último modelo como este


Así, gracias a la industria cinematográfica, las cosas que jamás pensamos que podrían gustarnos, ahora nos encantan. Que bizarro.

9 comentarios:

  1. Jajajaja qué buena entrada. Muy ingeniosa (o a mí jamás se me hubiera ocurrido, y es la verdad!).

    ResponderEliminar
  2. Muyyyy buena!... me encantó la parte del pirata, por favor. Qué hombrecito!... será bizarro para vos, pero muy cierto.


    Sol

    ResponderEliminar
  3. Bueno, acabo de leer todo tu blog. Porque por el momento tenés poquitas entradas. Escribís muy bien, me sentí en tu lugar por momentos. ¡Quiero saber el nombre de tu desgracia personal!, ponele un apodo, una letra, lo que sea. Pero no "desgracia personal". Me tira muy abajo leer eso. Y me encanta cómo se va dando la cosa con este chico Sebastián.. y eso que dijiste que "al próximo que venga y me diga que las minas somos complicadas, le meto una cañita voladora en la fosa nasal derecha". Al final, Seba siguió en la competencia!...



    Sol

    ResponderEliminar
  4. leii asi por casualidad tu blog nose me puse a buscar en muchos lados y llege al tuyo escribis bn me gusto lo de los vampiron cuando era chica si veia una peli de vampiros me metia debajo de la cama y cuidaba mi cuello pero ahora lo unico que deceo es poder encontrar uno que me muerda como cambia la vida chauu pasa por el mio

    camiii

    ResponderEliminar
  5. jajaja tal cual
    y es que ahora son todos chicos guapos.

    ResponderEliminar
  6. Jajajaja es verdad.
    Especialmente con Johnny Depp, comparto. Pero no quiero que un vampiro como ese entre por mi ventana, mas bien, prefiriria un hombre lobo :)

    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. jaja que bueno esto!xD
    Sabes que yo relacionó todas esas palabras con esos actores xD
    Depp es un grosso!♥

    ResponderEliminar
  8. ajajaj me causo mucho la de harry

    ResponderEliminar